Éxodo de dirigentes en San Martín

Seis integrantes de la dirigencia de San Martín renunciaron en protesta de la continuidad del vicepresidente Claudio De Camilo.

El presidente Oscar Mirkin intentó mostrar que existía un clima de armonía entre los integrantes de la directiva de San Martín. A primera hora del día negó que existieran problemas internos en la comisión directiva y una vez más aseguró que no se iban a producir renuncias masivas, como había trascendido. Pero finalmente la bomba estalló cuando seis dirigentes, que ocupaban cargos importantes además de ser responsables del área profesional de fútbol y del complejo Natalio Mirkin anunciaron que abandonan sus cargos al no estar de acuerdo con la continuidad del vicepresidente Claudio de Camilo.

En la reunión que se realizó el lunes por la noche en una confitería de Yerba Buena, varios integrantes plantearon la necesidad de que De Camilo dejara su cargo. Pero como el pedido no fue tenido en cuenta decidieron que no podían seguir en sus cargos.

Pasado el mediodía cinco componentes de la CD presentaron su renuncia. Ricardo Seoane (vinculado a las áreas del fútbol profesional y amateur), Pablo Kasem (vicepresidente 2°), Gustavo Paz (tesorero), José María Saleh (protesorero) y Sergio Vigiani (fútbol amateur) pegaron el portazo. A ellos se suma Esteban Ditinis, quien se encuentra en Buenos Aires pero anticipó que hoy presentará la renuncia.

El primero en renunciar, hace meses, fue Luis Diarte y con él son siete. Kasem, que estuvo de licencia alrededor de un mes por problemas personales, reconoció que cuando se enteró de las otras dimisiones se dio cuenta de que había tomado la decisión correcta. “Esto no podía seguir así. Se intentó minimizar los lamentables hechos ocurridos el sábado en el estadio. Este tema merecía tratarse con otra tónica y tomar las medidas necesarias para que no volvieran a ocurrir”, manifestó.

El detonante

A su turno, Paz justificó su decisión al admitir diferencias con De Camilo. “Es una persona que le dedica muchísimas horas de trabajo a San Martín, pero tal vez eso es lo que lo lleve a manejarse de una manera individual”, se quejó el ahora ex tesorero, quien entiende el malestar de los simpatizantes que alientan constantemente al equipo.

“San Martín es fútbol y poco interesan las distintas e importantes obras que está haciendo esta comisión directiva. Si fracasás en lo deportivo, el resto no interesa”, lamentó Paz, que luego también le dedicó unas líneas a la relación Mirkin-De Camilo. “Oscar se apoya mucho en Claudio, cree en su amigo y compañero de fórmula. Y no está mal que así sea, pero todo tiene un límite”, resaltó.

Paz sostuvo que los hechos de violencia fueron gravísimos. “Luego de lo que pasó le dijimos a Mirkin que se debía tomar una decisión drástica para descomprimir la situación. Considerábamos que era necesario que alguno de los máximos directivos diera un paso al costado. Pero como eso no ocurrió, optamos por irnos nosotros. Personalmente le hice conocer las diferencias que tenía con De Camilo, pero como Mirkin es muy pasional, nunca aceptó nuestros consejos”, expresó.

Fuente: La Gaceta
P