Redes Sociales

Primera Nacional

Fin del sueño: Rafaela cayó ante Platense en las semis

Subido

, el

ATLÉTICO RAFAELA 0-2 PLATENSE

El equipo de Walter Otta perdió por 2-0 ante Platense en la cancha de Newell’s en la segunda semifinal del torneo que conduce al segundo ascenso a la primera división.

Luciano Recalde (Pt. 2m.) y Franco Baldassarra (St. 32m.) marcaron los goles del equipo dirigido por Juan Manuel Llop.

Platense exhibió oportunismo y aprovechó las chances que tuvo para quedarse con el triunfo y convertirse en el rival de Estudiantes de Río Cuarto que, a primera hora, superó a su homónimo de Buenos Aires (1-0), también en la ciudad de Rosario, pero en el Gigante de Arroyito. La definición para determinar el acompañante de Sarmiento de Junín se disputará este domingo, a las 21.10, también en Rosario.

En el amanecer del juego festejó el equipo de Vicente López. Luego de una jugada de pelota detenida, el rechazo con los puños del arquero Sara le quedó a Lamberti y el remate defectuoso del mediocampista fue interceptado en el camino por Recalde, que metió un cabezazo bombeado para mandar el balón a la red. Iban 2 minutos.

La tempranera conquista accionó un plan más cauteloso para los dirigidos por el Chocho Llop. El balón empezó a ser patrimonio de La Crema que, aún sin jugar fluido, tuvo tres chances claras para empardar la historia, antes del cuarto de hora inicial.

Una proyección de Martino que se fue apenas desviada (6m.), una atajada de De Olivera sobre un disparo a quemarropa de Bieler (11m.) y un cabezazo alto de Piñero (15m.) marcaban que Atlético estaba cerca. Pero ese ímpetu inicial de los albicelestes fue decreciendo, a medida que se confundieron los caminos y empezaron los pelotazos largos o los cambios de frente imprecisos que no hicieron más que llenar de alivio a los defensores calamares.

Platense, por su lado, apeló a la movilidad y velocidad del colombiano Sinisterra como para intentar inquietar. Pero el ex jugador de Lanús exageró –quizás- de la gambeta individual y resultó poco productivo en las incursiones ofensivas de un conjunto marrón parado como para golpear de contra.

En el segundo período, el conjunto rafaelino buscó adelantarse en el terreno, pero no tuvo claridad y repitió centros que siempre hallaron bien ubicados a los centrales del marrón.

Por el contrario, cuando encontrara un lapso de serenidad, se percibía que Platense liquidaría el asunto. Y así ocurrió a los 32m., luego de que el pibe Baldassarra le pegó mordido a un centro del colombiano Sinisterra, indescifrable –a veces- con su velocidad y gambeta.

Fuente: Mirador Provincial

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
P