San Martín de Tucumán venció a Almagro y es el único líder de la Zona 2

ALMAGRO 0-1 SAN MARTÍN (T)

Un bombazo de Luis Aguiar a los 32 minutos del segundo tiempo le dio el triunfo al Santo y llegó a lo más alto de la cima.

San Martín de Tucumán visitó esta tarde a Almagro, completando así el partido que ambos tienen pendiente desde la primera fecha de esta temporada de la Primera Nacional. En aquella ocasión, el plantel del Santo no pudo volar a Buenos Aires cuando un temporal de lluvia y granizo obligó a suspender algunos vuelos en Aeroparque. Por ese motivo, el cotejo tuvo que ser reprogramado. A los 32 minutos del segundo tiempo, Luis Aguiar sacó una bomba para el 1 a 0 definitivo.

De entrada el Santo volvió a mostrar su juego e imponerse en campo rival como lo hizo ante Tigre y Quilmes: con el tándem Diarte-Mosca por izquierda y Gonzalo Rodríguez por derecha, San Martín llevó peligro y tuvo la más clara del comienzo del partido en un remate de Luciano Pons que rozó el travesaño. A los 17 minutos, Almagro respondió con una situación clarísima en los pies de Denis bien controlado por Arce.

Con San Martín siempre dando la iniciativa, la dupla cambió de posición a Gonzalo Rodríguez, pero Turbo se movió constantemente entre ambas bandas y así llegó otra clara situación de gol. Cuando no se podía romper la defensa, hasta Mercier casi llega al gol. Almagro, por su parte, se mostró peligroso en ataque de la mano del Burrito Martínez.

El complemento fue más trabado que jugado, el Santo tuvo una clara en los pies de Pons, Herrera se lo perdió solo bajo el arco y el uruguayo Aguiar que recién había ingresado le dio con rosca, fuerte y buscando el pique que desconcentre a Limousin para el 1 a 0 que puso al Santo como único puntero de la zona. San Martín sacó adelante otro partido durísimo ante un rival urgido, sumó su tercera victoria consecutiva, lleva tres triunfos al hilo como visitante, y la chapa de candidato le queda mejor que nunca.

RESUMEN DEL PARTIDO – VIDEO: TyC Sports

Foto: Prensa San Martín de Tucumán
Fuente: el tucumano
P